Proyecto: Vivir en el Campo

El lenguaje de los silbidos

| 3 Comentarios

………. ::: ……….

Ayer por la tarde estuve con nuestro fiel can en un pantano. Amante como es de los baños lo pasamos pipa, y a la vuelta en el coche cuando iba silbando tonadillas pensé que no os había hablado todavía de los silbidos, algo mucho más importante en el campo de lo que se pudiera pensar de primeras.

Lo primero es aclarar que los silbidos son sonidos producidos por la boca de diferentes formas, con los labios, con la lengua, utilizando dedos, ahuecando las manos,… Nos darán sonidos más agudos o graves y de mayor o menor potencia. Luego tenemos la opción de utilizar instrumentos, pero en ese caso ya no silbaríamos con nuestro cuerpo que es de lo que estamos hablando sino que lo haría el aparato.

En las zonas rurales se han usado siempre los silbidos para comunicar cosas. Depende de la zona en mayor o menor medida. Por ejemplo, posiblemente ya conoceréis el caso de la Gomera, los guanches tenían un curioso lenguaje silbado con el que se comunicaban a distancias incluso de 5 km. Este tipo de lenguajes son realmente raros en el mundo. Hay algunos otros casos en Sudamérica, alguno en Asía y en África.

A nivel más humilde, la gente de campo educa a los animales para que obedezcan a los silbidos, se llaman unos a otros o demuestran alegría y tristeza. Es un modo más de comunicación e incluso diría que parte de la cultura rural de muchas zonas. En cualquier caso, es un rasgo más de la vida de campo para conocer y, ¡quién sabe!, quizás también para compartir. Un abrazo a todos y cuidado con el silbido del afilador, aunque sea con flauta de pan. Hay quien dice que cuando llega a un pueblo acaban sonando campanadas a difuntos… aunque será una leyenda urbana.

…………………………

Seguramente también te interesa:

3 Comentarios

  1. Hace tiempo vi en la tele que en algún punto del territorio español (yo y mi memoria), estaban enseñando a los niños de la escuela el lenguaje de los silbidos y flipé porque no tenía ni idea de que eso existiese y menos idea tenía de para qué podía servir y claro, cuando explicaron para qué lo usaban, pues flipé más aún.

    Es súper interesante esto que pones hoy.

    Besos!

  2. Ah! y una cosa te digo…menos mal que ahora existen los móviles, porque si yo tuviese que comunicarme por silbidos, me declararía muda. Tengo muy poquito arte para silbar, se me da fatal…

    Besos otra vez!

  3. Jejeje, creo que yo también Isi, todavía estoy intentando silbar con los dedos, tan solo consigo entonar cancioncillas con los labios… Un abrazo

Deja un comentario

Campos requeridos marcados con *.